Niki Lauda en contra de los cockpits: “La Fórmula 1 de hoy ya es segura”

64826
Compartir
Prototipo Redbull, cockpit F1 mejora la protección del piloto.
Tiempo de lectura: 2 minutos

Increíble pero cierto, Niki Lauda se muestra escéptico ante los pasos adelante que la Fórmula 1 da hacia los cockpits cerrados. Para Lauda no es una cuestión de si se implanta el halo de Ferrari o la cúpula de Red Bull, sino que es un debate que va más allá y afecta a la esencia de la Fórmula 1.

Desde el pasado verano, la FIA se ha mostrado implacable en su voluntad por reforzar la cabeza de los pilotos. El motivo, los accidentes ocurridos a lo largo de la última década por piezas de debris que han impactado contra el casco. Henry Surtees de la Fórmula 2 (2009) y Justin Wilson de la IndyCar (2015) fueron víctimas mortales, pero nadie olvida el caso de Felipe Massa en el Gran Premio de Hungría de 2009.

Pero Lauda asegura que la Fórmula 1 moderna “ya es segura” y que no hace falta exagerar, pues se corre el riesgo de pervertir un deporte que desde sus inicios a comienzos del siglo XX siempre ha seguido una fórmula de cockpits abiertos.

“Sea lo que sea que hagamos en el futuro, tenemos que estar seguros de que no arruinamos el ADN de la Fórmula 1. Si tenemos coches cubiertos y no podemos ver ni al piloto ni a su casco, entonces hay que ir con cuidado. La Fórmula 1 de hoy es segura y no me gusta la cúpula, no creo que vaya a salvar a nadie”, apunta en declaraciones recogidas por Sky Sports.

Bernie Ecclestone se suma a sus críticas. “Como todo en la vida, hay que buscarle el lado positivo a las cosas y aquí lo único es que tendremos muchos pit-stops en los que tendrán que limpiar la cúpula”.

Lo cierto es que tanto las críticas de Lauda como de Ecclestone pueden quedar desacreditadas si Red Bull encuentra la forma de que su cúpula sea antireflectante y repele la suciedad. Charlie Whiting ya ha confirmado que la probarán de nuevo en España y Mónaco para evaluar los avances de sus investigaciones.